Ser pragmatista implica...

Que las consecuencias nos acerquen al logro de nuestros objetivos, tomando en cuenta el contexto interactivo en el que ocurren. Enfocarnos en el para qué y no en el por qué decimos o hacemos lo que digamos o hagamos.

6.10.10

2D 2012

Celebrar otra victoria democrática dentro de aproximadamente 26 meses, en las elecciones presidenciales, depende de acciones que los venezolanos ejecutemos coordinadamente. La principal destreza necesaria para lograr ese éxito es la que el larense Dudamel tiene de sobra: ser Director de Orquesta. Ese rol le corresponde a la MUD, que lo ha hecho bastante bien ensamblando la “parranda” del 26S bajo la batuta de otro larense; pero el reto del 2D de 2012 se parece más a un concierto sinfónico en el Royal Albert Hall de Londres.

Para tocar en el Royal Albert Hall, o en cualquier otro prestigioso escenario mundial, no se puede piratear. No importa si la fecha es 2D o 9D o un poco antes, ya lo establecerá el CNE, lo importante es que hay que prepararse para ese concierto desde ya. La metáfora 'La Unidad Democrática es una Orquesta' me luce muy acertada. Cada partido y cada movimiento social deberá ejecutar impecablemente su porción de la partitura con su instrumento, como todo un ensamble.

Los recientes resultados electorales confirman que los 'músicos' tocan instrumentos regionales. Por ejemplo, los violines son Un Nuevo Tiempo con Zulia y Distrito Capital; las flautas son Copei con Táchira; las trompetas son Primero Justicia con Miranda y Anzoátegui; los trombones son AD con Sucre; y así los demás partidos que, con una presencia más puntual en la orquesta, son también importantes para que las piezas del concierto sean ejecutadas a la perfección.

Pensar en hacer un concierto ya es, en sí mismo, un gran avance. Las fuerzas democráticas deben superar la típica y fastidiosa reaccionadera en la que han caído al pretender responder desde el palco a cada provocación o insulto que traen las cantaletas de Esteban. Es necesario presentar la obra a una audiencia integrada no solamente por los fans de la Democracia, sino por NINIs y abstencionistas que garanticen finalmente un lleno total (de votos) de la sala.

La partitura para el concierto democrático es una prioridad. Sin ella no se puede ensayar. Sin ella cada músico no sabe qúe tocar ni cuándo. Siguiendo con esa idea de crear piezas musicales, los ritmos o movimientos son importantes, así como las armonías. Si la formación orquestal incluye voces corales, es imprescindible la coordinación, los arreglos, el respeto a las intervenciones individuales o conjuntas y mucho ensayo en distintos escenarios para ir creciendo en calidad.

La zarzuela que simultáneamente tiene el Estebanismo con su tenor estrella cuenta ya con casi doce años de presentaciones y ha sido una obra muy taquillera. La picaresca grotesca que la caracteriza arrastra mucho público, aunque es evidente el desgaste natural que conlleva tanta repetición de lo mismo. Si bien hay chance de derrotarla en taquilla, no va a ser un competidor fácil el que va estar ese mismo día en el Royal Opera House, porque para ganar lo que cuenta es vender más entradas.

Que el paisano de Dudamel se eleve a la altura del reto. Que se acuerde el programa para el día del concierto y se consigan desde ya las partituras o se encarguen las composiciones que sean necesarias. Que comiencen los ensayos. Que los músicos practiquen diariamente. Que se afinen los instrumentos.

Que exista el convencimiento de que lo que va a suceder es mucho más que una simple metáfora. El 2D de 2012 no será sino el entrenamiento para el verdadero concierto: el de construir, entre todos y en paz, un país más libre, justo y próspero que el que tenemos. Maestro Abreu: siendo usted vecino trujillano, también lo podemos asimilar al dream team larense que participará en esa gran tarea.

3 comentarios:

  1. Una orquesta? cool
    Una zarzuela grotesca? ok.

    Problema: las orquestas pueden tocar desde Bach hasta dodecafonica, pasando por Wagner.

    Pregunta: cual es el tema de ese concierto que viene?

    Hasta ahora yo solo oigo: "no queremos hacer zarzuela" "y menos si es grotesca". Pero... las zarzuelas son bien atractivas. Y el pais era grotesco antes de Chavez... quizas ahora sea mas grotesco, ok.

    Pero que vamos a tocar?

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Inti,
    Esa pregunta es clave!!! Para funcionar bien como orquesta debemos elegir una o mas partituras.

    Antes para mi el pais sonaba a Onda Nueva de Aldemaro, a Guaco, a Serenata Guayanesa. Pero luego se me fue convirtiendo en una mezcla de vallenato, salsa erotica y reggaeton.

    Políticamente no sé cómo derrotar la zarzuela grotesca. Pero si estamos bien ensamblados, lo que sea que toquemos sonará tan bién que va a ser muy probable un gran éxito. Ojalá los temas incluyan de todo lo que nos hace el pueblo que somos...

    ResponderEliminar

Gracias por el comentario! Podrá ser publicado una vez revisado...